Volver al INICIO
 
 
  Inicio :: Hautes Pyrénées: Caminando por el techo del mundo
  Hautes Pyrénées: Caminando por el techo del mundo

Sant Joan es la excusa, Hautes Pyrénées el destino, Tourmalet el vehículo para llegar hasta sus cimas, el Pic du Midi du Bigorre la aguja con la cual tejer este delicado paño...

Conrad y Echobelly. junio 2010
 



Versión para imprimir (sólo texto) | Versión para imprimir (texto e imágenes)



INTRODUCCION

Sant Joan es la excusa, Hautes Pyrénées el destino, Tourmalet el vehículo para llegar hasta sus cimas, el Pic du Midi du Bigorre la aguja con la cual tejer este delicado paño, Gavarnie la joya de la corona y Pont d´Espagne el alocado ritmo del agua que juguetea desde la altura. Un marco incomparable de belleza y tranquilidad que nos ha envuelto estos cuatro días de ruta.
Otra vez la naturaleza nos ha ofrecido momentos inolvidables de esos que te hacen sentir muy chiquito. Parajes de un verde intenso y cimas altísimas de esas que hacen cosquillas a las nubes. Túneles tan profundos que te tragan sin piedad y te trasladan a paisajes de postal. Esos paisajes que crees que tan solo pueden existir a miles de kilómetros de casa. Esta zona es tan especial que ni siquiera los kilómetros son la medida eficaz para cuantificar la distancia.
Como ese pasajero que tan solo intuye lo que se va a encontrar, nos encaminamos con “Suny” hacia lugares inexpugnables. Hacia carreteras que se retuercen una y otra vez para subir al cielo. Ese cielo que en muchos momentos encontramos decorado de nubes, teñido de colores metálicos, brumosos, fantasmagóricos. Ese cielo que ha sido tan importante en una ruta en la que continuamente estas caminando por el techo del mundo, de un mundo que por momentos nos ha ofrecido toda la belleza de los lugares que por indómitos cuesta llegar hasta sus puertas.
Curiosamente, todo empezó en una sala de cine, un fin de semana cualquiera, viendo una película cualquiera. El anuncio de un portal en Internet llamó nuestra atención por la increíble belleza de los paisajes que en él se mostraban. Se trataba del portal de la Oficina de Turismo del Midi-Pyrines, que quedó revoloteando por nuestras cabezas durante toda la película, hasta que al llegar a casa pudimos visitarlo. Simplemente, nos faltaba encontrar el momento adecuado en el que poder dirigirnos a él, y ese día al fin había llegado.
Os invitamos a uniros a un viaje de verdes, de agujas puntiagudas, de ciclistas pedaleando por llegar a culminar su meta y sobre todo de pasos esforzados en llegar a cascadas imposibles y momentos de esos que ya no olvidaremos.

Sant Joan es la excusa, Hautes Pyrénées el destino, Tourmalet el vehículo para llegar hasta sus cimas, el Pic du Midi du Bigorre la aguja con la cual tejer este delicado paño, Gavarnie la joya de la corona y Pont d´Espagne el alocado ritmo del agua que juguetea desde la altura. Un marco incomparable de belleza y tranquilidad que nos ha envuelto estos cuatro días de ruta.

Otra vez la naturaleza nos ha ofrecido momentos inolvidables de esos que te hacen sentir muy chiquito. Parajes de un verde intenso y cimas altísimas de esas que hacen cosquillas a las nubes. Túneles tan profundos que te tragan sin piedad y te trasladan a paisajes de postal. Esos paisajes que crees que tan solo pueden existir a miles de kilómetros de casa. Esta zona es tan especial que ni siquiera los kilómetros son la medida eficaz para cuantificar la distancia.

Como ese pasajero que tan solo intuye lo que se va a encontrar, nos encaminamos con “Suny” hacia lugares inexpugnables. Hacia carreteras que se retuercen una y otra vez para subir al cielo. Ese cielo que en muchos momentos encontramos decorado de nubes, teñido de colores metálicos, brumosos, fantasmagóricos. Ese cielo que ha sido tan importante en una ruta en la que continuamente estas caminando por el techo del mundo, de un mundo que por momentos nos ha ofrecido toda la belleza de los lugares que por indómitos cuesta llegar hasta sus puertas.

Curiosamente, todo empezó en una sala de cine, un fin de semana cualquiera, viendo una película cualquiera. El anuncio de un portal en Internet llamó nuestra atención por la increíble belleza de los paisajes que en él se mostraban. Se trataba del portal de la Oficina de Turismo del Midi-Pyrines, que quedó revoloteando por nuestras cabezas durante toda la película, hasta que al llegar a casa pudimos visitarlo. Simplemente, nos faltaba encontrar el momento adecuado en el que poder dirigirnos a él, y ese día al fin había llegado.

Os invitamos a uniros a un viaje de verdes, de agujas puntiagudas, de ciclistas pedaleando por llegar a culminar su meta y sobre todo de pasos esforzados en llegar a cascadas imposibles y momentos de esos que ya no olvidaremos.

NOTA: Esta escapada está transcrita, con el debido permiso, del blog de los autores: http://blog.kampistas.com/

Etapa 1 de 7     1 | 2 | 3 | 4 | 5 | 6 | 7
 
  Todos los detalles de los mejores viajes en autocaravana  
 
 
  Pequeños desplazamientos a lugares con encanto  
 
 
  Enlaces útiles  
  Donde parar  
 
 
  Actualidad  
  Opinión  
  Viajar con niños  
  Artículos técnicos  
  Autocaravanas robadas  
 
 
  Europa  
  España  
  En defensa propia  
 
 
  Consejos  
  Anuncios de particulares  
 
 
  Portales campistas /autocaravanistas  
  Blogs autocaravanistas  
  Clubs y asociaciones  
  Áreas de pernocta  
  Ver más...  
 
 
Recibirás todas las notícias de viajes y actualizaciones en tu e-mail.
Alta Baja
He leído y acepto la Política de Privacidad
 
   
Viajar en Autocaravana
Con el soporte de
Autosuministres Motor, S.A.


www.autosuministros.com
   

Imagenes de la escapada

 
 
 
 
 
     
   
Viajar en Autocaravana
E-mail:
 
     
  © Viajar en Autocaravana, 2006 | Acerca de VEA | Aviso legal |